Saltar al contenido

Alisado Brasileño

Alisado brasileño: una opción novedosa para tener un cabello de lujo

Dicen por ahí que el cabello es el accesorio más importante con el que contamos y tenerlo bien cuidado pasa de ser un gusto a convertirse en casi una obligación.

Sin embargo, no siempre es fácil que luzca radiante y con cada mechón en su lugar, por lo que se han creado productos de belleza que apoyan en este sentido, como el alisado brasileño.

Si eres de cabello rizado u ondulado, o incluso liso pero algo desordenado,  el alisado brasileño es una herramienta útil para mejorar el aspecto y conseguir un cabello liso y suave.

Y, lo mejor de todo es que lo obtendrás sin tener que utilizar la plancha de forma recurrente, por lo que no dañarás tanto al cabello.

¿Qué es el alisado brasileño?

El alisado brasileño, también conocido como alisado permanente, es un procedimiento de belleza que se realiza en base a productos sin compuestos químicos.

Su finalidad es producir en las hebras del cabello un profundo sistema de hidratación que le hace estirarse de forma natural, tras haber realizado correctamente el procedimiento.

La base de los productos está en la keratina sin formol que es uno de los elementos que conseguimos de forma natural en el cabello, en forma de proteína.

Su aplicación externa favorece el buen estado del cabello y contribuye a que se vea más bonito, moldeable, suave y brillante. Es decir, un cabello sin encrespamiento.

Beneficios del alisado brasileño

Todas sabemos que la decisión sobre qué procedimiento utilizar para trabajar el cabello debe estar bien fundamentada.

En el caso del liso brasileño ya hemos visto de forma general algunos aspectos positivos, pero queremos enmarcarlos con mayor énfasis. Estos son:

  • Es un eficaz tratamiento para lograr tener un cabello liso todo el tiempo, sin necesidad de someterlo al calor del secador o de la plancha. Podría decirse que es un método para obtener un alisado sin plancha.
  • Ayuda a controlar el friz y a mantener las hebras ordenadas.
  • Hidrata el cabello, por lo que se tiende a ver mucho más sano y lleno de vida.
  • Gracias a que no contiene productos químicos, no resulta muy nocivo, ni para el cabello ni para el cuero cabelludo.
  • Facilita reparar los daños que han sido causados por otro tipo de tratamientos, como el uso de tintes.
  • Sus efectos son perdurables hasta por 6 meses. Esto equivale a una excelente inversión, tanto en dinero como en torno al tiempo que se utiliza para su aplicación.

Cómo se realiza: paso a paso

El alisado brasileño también puede ser conocido como tratamiento de keratina porque es el principal compuesto que está presente.

Para realizarlo, se hace uso de 2 productos principales: el champú con keratina y el tratamiento post, o segundo paso, que es la crema alisadora.

Sin embargo, algunos especialistas también recomiendan hacer uso de una crema neutralizante antes del planchado para asegurar que todo el tratamiento se distribuya de forma uniforme por el cabello.

Dentro del mercado existen muchas marcas de productos destinados a este fin, como Kativa que ha demostrado muy buen efecto después de su aplicación en una gran variedad de cabellos.

El procedimiento para colocar la keratina brasileña será así:

  1. Lava tu cabello con el champú de keratina, dos o más veces hasta reducir la suciedad y la grasa que se tiende a acumular.
  2. Extrae el exceso de agua con una toalla y deja secar. Si te apoyas con un secador esta tarea será mucho más rápida y eficiente.
  3. Aplica la crema del post tratamiento. En este punto es necesario hacer énfasis en que para lograr un alisado definitivo se debe administrar desde la raíz hasta las puntas con cuidado, haciéndolo mechón por mechón con apoyo de una brocha.
  4. Cuando se culmine la fase anterior, hay que dejar que el producto haga efecto por unos 15 minutos, ayudándose con un peine.
  5. Con el secador, aplica nuevamente el calor suficiente para que seque por completo.
  6. Ahora llega el momento de pasar la plancha. En este paso el cabello habrá que dividirlo en finos mechones por los que se pasará la plancha de 5 a 12 veces para conseguir que la crema se fije totalmente a las hebras.
  7. Después de planchar, el alisado de keratina necesita descansar un poco del calor, por lo que es apropiado dejarlo libre por unos 20 minutos.
  8. Vuelve a alisar con el uso del secador y un cepillo con suavidad desde arriba hacia abajo.
  9. Cuando esté bien seco, plancha nuevamente mechón por mechón pero sin necesidad de que sean tantas veces como la primera vez.

Este sistema de trabajo es útil para aplicar el alisado keratina para hombres y mujeres. Lógicamente será necesario tener el cabello con una extensión suficiente para realizar el proceso de secado y planchado.

Alisado brasileño en casa

El procedimiento anterior es útil, tanto para aplicarlo en una peluquería como para hacerlo en casa siguiendo los mismos pasos.

Lo que quizás habrá que considerar será el precio a la hora de comprar los productos y trabajar con cuidado las marcas.

La buena noticia es que es posible de costear sin tener que poner en la cuerda floja el presupuesto familiar, incluso apostando por buenas marcas como el alisado de Kativa.

De hecho, en tiendas de renombre como Amazon, este producto en específico ronda entre 15 y 20 euros para una aplicación.

En general, los productos para alisar el cabello se pueden aplicar sin más herramientas que un peine, un secador y una plancha, por lo que hacerse el tratamiento de keratina en casa es algo que muchas mujeres usan hoy en día.

Cuidados finales

Si quieres que tu tratamiento alisador de pelo perdure por mucho tiempo, es necesario aplicar ciertos cuidados caseros que te serán de utilidad.

Lo primero es permitir que actúe el tiempo suficiente y se fije bien en el cabello. Para ello, dale al menos 72 horas para este trabajo antes de lavarlo.

Es mejor dejarlo suelto mientras actúa el tratamiento para evitar que tome formas por acción de las colas o ganchos.

Para lavar y acondicionar, hay que utilizar productos hechos a base de keratina que promueven el efecto alisador de pelo.

En caso de que haga falta hacer el planchado de pelo en días posteriores, es muy seguro que se realizará más fácilmente que antes, pero con el tratamiento continuo esto dejará de ser necesario en algún momento.

Alisado Brasileño
5 (100%) 3 vote[s]